Hay una gran variedad de estufas de pellets con distintas funcionalidades y modelos. Pero si las clasificamos según su funcionamiento, podemos distinguir tres tipos:

  • Estufas de aire forzado, a partir de 4KW. Disponen de un sistema electrónico y programable para encender y apagar. En este tipo de estufas disponen de un ventilador que expulsa al exterior el aire caliente. Normalmente disponen de varias potencias.
  • Estufas de pellets canalizables. Este tipo de estufas están pensadas principalmente para repartir el calor por diferentes habitaciones a través de conductos especiales.
  • Termoestufas o hidroestufas de pellets. Estos modelos son capaces de calentar agua para posteriormente ser utilizada en radiadores o suelo radiante y calentar el hogar.